Los pavimentos flotantes están formados por baldosas armadas por la cara trasera y que se apoyan sobre el propio suelo sin tener que quitar el suelo ya existente. Los pavimentos flotantes permiten una fácil colocación sin necesidad de realizar reforma.



Si quieres más información rellena este formulario

Por favor, revisa los campos seleccionados
Antes de firmar/enviar tu solicitud, lee y acepta nuestra información básica sobre protección de datos, contenida en nuestra política de uso de datos

Gracias por contactar con nosotros

En la mayor brevedad posible nos pondremos en contacto con usted